martes, diciembre 11, 2012

ANP lamenta ausencia de consenso y rechaza ofensas a la integridad de la labor informativa

La Ley de Seguro para periodistas fue promulgada ayer por el presidente Evo Morales, pese a las observaciones de sectores representativos de los medios de comunicación. En su alocución, el mandatario volvió a agredir verbalmente a los medios informativos señalando que “los propietarios obligan a mentir bajo amenaza de despido”.

La Asociación Nacional de la Prensa (ANP) lamentó la falta de consenso en la elaboración y aprobación de esta norma, reiterando que siempre hubo voluntad para aplicar un seguro que beneficie a los trabajadores de la información, pero cuyos recursos debían ser administrados por las mismas empresas generando mejores condiciones mediante la contratación privada.

“La ANP lamenta que la mencionada ley haya sido aprobada y promulgada sin el necesario consenso de todos los sectores involucrados (…) La ausencia total de consenso en la redacción, aprobación y promulgación se refleja en los pronunciamientos de rechazo de los sindicatos de trabajadores de la prensa de los periódicos La Razón y El Diario de La Paz, Los Tiempos de Cochabamba, Correo del Sur de Sucre, La Patria de Oruro, La Palabra del Beni, El Deber, El Día y el Nuevo Sol de Santa Cruz, entre otros”, menciona el pronunciamiento.

Sobre las alusiones del mandatario, quien dijo que las empresas de información privadas “amenazan” a sus trabajadores con el objetivo de “mentir”, la entidad expresó su rechazo enfático a tales sindicaciones.

“La ANP, por su parte, lamenta que en el acto de promulgación de la referida ley se hayan vertido expresiones que lastiman la dignidad y la profesionalidad de los periodistas de Bolivia y las rechaza de manera enfática”, agrega.

“Qué hacemos sobre algunos medios de comunicación, dueños, empresarios que los obligan a falsear la verdad y si no lo hacen les despide; ahí no están siendo respetados los derechos de ustedes, entonces no pidan a mí libertad de expresión, pidan libertad de expresión a los dueños de los medios de comunicación, a las empresas”, manifestó Morales a tiempo de promulgar la Ley 315.

La ANP también expresó su preocupación porque este seguro implica un tributo encubierto, es decir un nuevo impuesto a los medios de comunicación que serán despojados de sus ingresos brutos en 1 por ciento para los privados y 0.25 por ciento para los comunitarios o independientes.

“En tal virtud, la ANP exhorta ahora a los trabajadores de prensa de los distintos medios de comunicación del país , involucrados directos en los alcances de la mencionada ley, a que la analicen, la examinen y se pronuncien sobre sus connotaciones reales”.

Por su lado, la ministra de Comunicación, Amanda Dávila, dijo que “la Ley de Seguro de Vida ‘Hermanos Peñasco’ tiene como propósito defender el derecho de todos mediante la creación de un fondo común que se genera y establece mediante la aplicación de un tributo a todos los medios de comunicación sobre un tributo de los ingresos brutos anuales de los medios de comunicación”.

DATOS

- EL Art. 7 abre la posibilidad de utilizar el dinero de Fondo de Financiamiento del Seguro Privado de Vida e Invalidez Permanente por Accidente, Enfermedades en General u Otras Causas, para las trabajadoras y los trabajadores de la Prensa de Bolivia, en otros proyectos.

- “III. Los excedentes del fondo, una vez cubiertos los costos del seguro privado de invalidez permanente por accidentes, enfermedades en general y otras causas, podrán ser destinados para cubrir otros beneficios de carácter general para las trabajadoras y los trabajadores de la prensa, siempre y cuando sean sostenibles en el tiempo, debiendo ser determinados en el Decreto Supremo reglamentario de la presente Ley”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada