sábado, febrero 23, 2013

El Deber Primera época 1953 - 1959

El 10 de junio de 1953, marca el inicio de la interesante historia de EL DEBER de Santa Cruz de la Sierra, el decano de la prensa cruceña, el mismo que estaría llamado a convertirse en el medio de comunicación escrito más importante de Bolivia.

EL DEBER, fue fundado por el notable jurista cruceño con larga trayectoria periodística, el Dr. Lucas Saucedo Sevilla (1892 – 1968) como periódico de Informaciones generales que aparecía, los miércoles y sábado, en formato berlinés 46 x 32.5 cm., y desde el 18 de febrero del año siguiente, los días martes, jueves y domingo en formato tabloide de 37.5 x 27 cm.

Era impreso en la Editorial tipográfica “Santa Cruz”, igualmente de propiedad del Dr. Saucedo Sevilla. Para la obtención de las noticias internacionales EL DEBER contaba con el servicio informativo de la agencia norteamericana USIS, con representante en Santa Cruz, así como, también con información proveniente de prestigiosas radioemisoras del exterior del país.

Sin embargo, EL DEBER desde sus primeros años de existencia orientó su especial atención al quehacer cívico regional, en una época en que la región cruceña estaba próxima a recibir la llegada de los ferrocarriles internacionales desde Brasil y Argentina, así como la carretera pavimentada desde el interior de la república; y la capital del departamento no contaba siquiera con infraestructura urbana básica.

En ese contexto y ante la desatención del gobierno central del país a resolver las acuciantes necesidades de la región, el pueblo cruceño hizo causa común para lograr que el Estado Nacional honre el pago de las regalías petroleras del “once por ciento” estipuladas en la “Ley Busch” de 15 de julio 1938 y adeudadas hasta entonces.

En esa sacrificada lucha que buscaba la concreción de los ansiados servicios básicos y la solución de otras carencias, EL DEBER sería uno de sus bastiones.
El objetivo de las luchas del movimiento cívico cruceño fue alcanzado, no sin antes haber padecido los rigores de la persecución y el hostigamiento permanente del régimen de aquella época.

En 1955, EL DEBER sufrió el asalto de sus instalaciones por parte de seguidores del gobierno central, su imprenta empastelada y su director, el Dr. Lucas Saucedo Sevilla confinado en el campo de concentración de Curahuara de Carangas, en el altiplano orureño. En 1959, uno de los años más bravos de las luchas por el “once por ciento”, EL DEBER fue víctima de otro violento ataque, el mismo que ocasionó daños considerables en sus instalaciones y material de trabajo, habiéndole significado varios años de receso obligado en su publicación.

En esos difíciles años EL DEBER también tuvo como directores a los jóvenes abogados, Dr. Mariano Saucedo Mercado y Dr. Alberto Lozada Cuéllar, así como entre sus columnistas al Dr. Pedro Rivero Mercado.


1917
Primeras experiencias
El Dr. Lucas Saucedo Sevilla, junto con su hermano Mariano, fundan en Santa Cruz el periódico El Ferrocarril; en 1922 funda y dirige El Progresista, así como en 1931, El Tiempo en el que también dejaron su impronta, en la década de 1940, el Dr. Hernando Sanabria y el Dr. Manfredo Kempff M.

1959
Nuevo salto y salida al exilio
Seguidores del gobierno de entonces, nuevamente, asaltan con violencia las instalaciones de EL DEBER causando graves destrozos y el cierre del periódico. El Dr. Lucas Saucedo Sevilla es obligado a salir al exilio, a la ciudad de Salta en la República Argentina.

Las consecuencias del ataque que sufrió EL DEBER en 1959.


No hay comentarios:

Publicar un comentario