jueves, enero 14, 2016

Reportaje rescata acciones ciudadanas contra el feminicidio

Una pareja reconciliada tras 14 años de violencia; esposas que han convertido el fútbol en un espacio de conciliación familiar; promotores comunitarios que recogen denuncias de maltrato; una red ciudadana que ha conseguido presupuesto para la atención de mujeres y la construcción de una casa de acogida. De narrar estas experiencias y de registrar las voces de sus protagonistas se ocupa el reportaje radial "Feminicidio y violencia contra la mujer en Bolivia", por el que los periodistas bolivianos Abdel Padilla y José Luis Mendoza acaban de ganar el Premio Internacional de Periodismo Rey de España en la categoría Radio.

El reportaje de 37 minutos, que puede escucharse libremente en el sitio doctoraedilicia.com, aporta testimonios y estadísticas sobre casos de violencia de género en Bolivia, pero, sobre todo, se aboca a explorar experiencias exitosas de lucha contra ese flagelo en diferentes municipios del país, la mayoría de ellos rurales.

HISTORIAS En las historias sobresalen los testimonios de ciudadanos de a pie organizados que, en coordinación con instituciones públicas y privadas, han promovido medidas favorables para la lucha contra la violencia de género.

Una de las experiencias que narra es la de Jorge Alberto Sánchez y Elizabeth Camacho, un matrimonio en Villazón (Potosí), que por 14 años sobrevivió atormentado por la violencia física que el hombre infligía contra la mujer, cuando éste estaba borracho. Lo alentador del caso radica en que, tras llegar a la cárcel por sus abusos, el marido decidió dejar el alcohol, pedirle otra oportunidad a la mujer e iniciar una nueva vida que ha permitido a ambos escribir libros y compartir sus aprendizajes en distintas partes.

Otra historia narrada es la de esposas que han conseguido integrarse a los partidos de fútbol de sus maridos en Llallagua (Potosí), para confraternizar con ellos, evitar que se emborrachen y abrir espacios de conciliación en los que hagan valer el respeto a sus derechos.

No menos halagüeña es la experiencia de los promotores comunitarios que reciben denuncias de violencia contra mujeres en Achacachi (La Paz). Más allá ha llegado la ciudadanía organizada en Viacha (La Paz), que consiguió aumentar el presupuesto para su Servicio Legal Integral Municipal (SLIM), dedicado a atender a mujeres víctimas de violencia, y gestionó fondos para la construcción de una casa de acogida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario