sábado, marzo 25, 2017

Chile retuvo a dos periodistas bolivianos

Dos periodistas del canal estatal Bolivia TV fueron retenidos el miércoles por unas horas en el aeropuerto de Iquique, en el norte de Chile, cuando intentaban informar sobre el grupo de bolivianos encarcelados en ese país, informó la ministra de Comunicación, Gisela López.

“Alrededor de las 13 horas (de este viernes) estaban aterrizando en Iquique (norte de Chile). Ellos iban con la misión de poder cubrir, indagar periodísticamente cuál es la situación en la que se encuentran nuestros compatriotas, que han sido injustamente detenidos (encarcelados)”, explicó en una conferencia de prensa que ofreció en Santa Cruz.

La autoridad explicó que los dos trabajadores de prensa tienen experiencia en la cobertura internacional.

“Ambos cuenta con experiencia en hacer coberturas internacionales y en esta ocasión estaban yendo a cumplir una misión de buscar información periodística para Bolivia TV; sin embargo, cuando ellos arribaron a Iquique y en el momento que hicieron migración, a la primera le decomisaron sus documentos, es a la compañera Sandra Mariscal”, complementó.

Según López, que denunció la violación de los derechos de libre prensa y expresión, Mariscal informó que fue llevada a una sala donde la “obligaron a firmar un documento en el que se compromete a no ejercer el trabajo periodístico” en ese país y de transitar sólo en calidad de turista.

RETORNO DE CONDORENA

Horas después de conocido el hecho, el camarógrafo Erick Condorena fue devuelto al país, en un vuelo de la línea Latam, que arribó al aeropuerto de Viru Viru, en Santa Cruz.

El trabajador de la prensa explicó que le pidieron la visa de trabajo, que es la primera vez que le solicitan, puesto que en anteriores oportunidades no pasó este hecho, cuando viajó a Chile por motivos periodísticos. En una de esas oportunidades, Bolivia tv ofreció desde territorio chileno amplia cobertura y no se les solicitó visa trabajo. Una de esas ocasiones fue en el rescate de 33 mineros que sufrieron un grave percance en el interior de la mina donde trabajaban. Le demandó más de 30 días de estadía, juntamente con los periodistas Milenka Betankur y Ronald Quenallata

“No me imaginé estar en esta situación, nunca pensé estar así, es la primera vez que paso por este calvario, que la gente nos mire como a delincuentes. Mi compañera estaba muy afectada, le hicieron firmar un documento, de mi parte le daba fuerza para que no se desmorone, estuvimos en el lugar donde no se podía usar ningún celular”, sostuvo Condorena.

La periodista Mariscal fue puesta en libertad, una vez que firmó el documento de turista y que no ejerza el periodismo en su estadía; su retorno está previsto para el lunes.

ATENTADO A LIBRE EXPRESIÓN

La Ministra de Comunicación expuso que esas acciones violan la Declaración Universal de Derechos Humanos, que establece que “todo individuo tiene derechos a la libertad de opinión y de expresión” y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que subraya que “toda persona tiene derecho a la libertad de expresión y la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole sin consideración de fronteras”.

“Se están violando derechos que tienen un amparo internacional, en el caso específico de nuestros compañeros. Queremos hacer esta denuncia pública, que nos despierta mucha susceptibilidad por la obstrucción en el ejercicio de este oficio, a pesar de que existe un derecho internacional que lo protege”, sustentó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario