domingo, octubre 16, 2016

Disculpas en impase entre médico y periodista

El impase que se registró entre una periodista y el médico del Instituto de Gastroenterología Boliviano – Japonés de La Paz, Nicolas Mitru, terminó con las disculpas de éste último a la reportera Graciela Reque. La reacción del galeno obedeció al acoso realizado por la cámara y el micrófono, y al cuestionamiento sorpresivo sobre la supuesta demora en la atención de una paciente en la sala de emergencias.

En horas de la noche del jueves, el médico ofreció disculpas a Reque durante un programa televisivo donde la periodista aceptó las explicaciones del profesional, que cumple funciones de subdirector interino del hospital dependiente de la Gobernación del departamento de La Paz.

El equipo de prensa de Bolivisión recogía quejas de pacientes por la lentitud en la atención de casos de emergencias, y buscaron la versión oficial del centro hospitalario pero al no hallar al director, Juan Guerra, acudieron a Mitru, sin anuncio previo.

Imágenes difundidas por la cadena mostraron la expresión inicial de sorpresa del médico ante la presencia de una cámara y de la periodista, y luego intentó cubrir la lente del equipo, y ante la insistencia de la entrevista agredió verbalmente y luego cerró violentamente la puerta de su oficina.

La escena siguiente muestra un forcejeo entre el médico y la periodista hasta que otros funcionarios consiguen apartarlos. Finalmente, Reque aparece sumida en llanto.

Más tarde, Guerra habló con la Unidad de Monitoreo de la Asociación Nacional de la Prensa de Bolivia (ANP). “Lo mínimo que se espera de un periodista es que trate con respeto a sus entrevistados para abordarlos con un micrófono, si la situación le obliga a realizar una entrevista de improviso”, afirmó.

Declaró que en su calidad de Director también realizará el correspondiente llamado de atención al médico Nicolas Mitru (subdirector y cirujano), quien protagonizó el hecho de agresión.

“Yo explico, pero no justifico la actitud del doctor Mitru, quien está muy apenado por lo ocurrido y pidió disculpas a la opinión pública”, explicó. Agregó que “los cinco médicos que atienden a casi 70 personas en el hospital, trabajan bajo mucha presión y nerviosismo y seguramente esa fue la causa del problema generado por una nota para la televisión”.

Reque informó a la Agencia de Noticias Fides (ANF) que un médico instruyó una pausa en su trabajo por tres días tras diagnosticar dolores en el brazo derecho y dedos, afectados durante el forcejeo con Mitru.

Sin embargo, la educación para acceder a una entrevista hace mucho, comentaron las personas que estaban por el lugar; sean periodistas, autoridades, o profesionales, y no se puede interrumpir o allanar oficinas alegando trabajo, señala la gente.

Como defensora de la Libertad de Expresión, la ANP rechaza y condena todo acto que impida el trabajo periodístico orientado a esclarecer un tema noticioso, más aún cuando se emplea la violencia, pero recomienda a los colegas de medios afiliados seguir las normas de protocolo y cortesía para solicitar entrevistas a los funcionarios públicos, sin que ello signifique renunciar a la búsqueda de la verdad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario